Si tú eres de las que siempre han tenido en mente iniciar su propio negocio, pero no sabes por dónde empezar, a continuación te presentamos algunos consejos que pueden serte útiles.

Define tu propósito

Es importante que tengas claro cuál va a ser el objetivo de tu negocio. Esto es muy sencillo, solo debes plantearte las siguientes preguntas: ¿qué deseas hacer?, ¿en dónde?, ¿cuánto dinero requieres?, ¿por qué quieres hacerlo?, etc.

Recuerda que tener objetivos claros ayuda a la gestión de tu negocio y su fortalecimiento.

Establece un plan de negocios

Un plan de negocios te ayuda a establecer puntos importantes, por ejemplo, qué venderás, con qué elementos tanto humanos como materiales cuentas, cómo competirás en el mercado, qué trámites y documentos necesitas.

Todo esto te ayudará a tener un panorama más real sobre tus oportunidades, dificultades y soluciones en el mercado.

Busca financiamiento

Una vez aterrizada la idea, es momento de buscar los medios para hacerla realidad. Desde los ahorros contemplados para tu negocio, préstamos de amistades y familiares, o la mejor opción, un Crédito especial para mujeres emprendedoras por parte de instituciones financieras formales como Finsol.

¡No dudes más y comienza a hacer tus sueños realidad!

Whatsapp Messenger
Chatea con nosotros
icon-chat
icon-close