¿Has sentido que tienes dificultades para administrar bien tu dinero, hacerlo rendir e incluso poder ahorrar una parte de tus ingresos?

Muchas veces estas dificultades son a causa de los malos hábitos financieros. 

Algunas prácticas que debes evitar para mejorar estos hábitos son las siguientes:

Evita gastar el dinero de tus ganancias.
Cuando obtengas tus ingresos, procura no gastarlo todo de inmediato, pues si lo haces, te quedarás sin ningún respaldo para cualquier situación imprevista que llegara a surgir. Para evitar caer en este error, podrías pensar en ahorrar una parte de tus ganancias para el futuro y acompañado de esto, hacer un presupuesto para que no gastes más de lo que debes.

Evita los gastos hormiga.
¿Te has puesto a pensar cuánto gastas en un café, agua, dulces, cigarrillos o alimentos chatarra? En vez de esto, destina tu dinero a cosas necesarias e identifica los pequeños gastos que puedes evitar.

Evita creer que estás libre de situaciones de riesgo.

Es un error pensar que un imprevisto es algo lejano, que no te ocurrirá a ti o a tu familia. Lo mejor siempre es estar respaldados, para enfermedades e incluso la muerte; por ello, te recomendamos contar con un Seguro* que te dé la tranquilidad de estar cubierto ante cualquier situación de emergencia.

Recuerda que la mejor manera de mejorar tu economía es cuidando tu dinero y usándolo sabiamente. 

*Los seguros únicamente son financiados por Financiera Finsol, los términos y condiciones se verán con la aseguradora contratada.

Whatsapp Messenger
Chatea con nosotros
icon-chat
icon-close